LOMAS DE ZAMORA. Avanzan las obras del Aliviador Oeste para prevenir inundaciones

El Municipio de Lomas está construyendo una estructura subterránea de hormigón que mejorará el escurrimiento del agua en distintos barrios cercanos al Riachuelo. Los trabajos, divididos en tres frentes, también incluyen pavimentos en las calles.

Las obras para prevenir inundaciones siguen avanzando en Lomas. Con trabajos sobre tres frentes, el Municipio está construyendo el Aliviador Oeste del Arroyo del Rey que mejorará el escurrimiento del agua en distintos barrios y beneficiará a más de 300 mil vecinos.

El proyecto en conjunto con el Estado provincial consiste en el armado de un conducto subterráneo de hormigón de 5,50 metros de ancho por 1,80 de alto, que se extenderá a lo largo de más de 2.500 metros lineales de longitud en paralelo a las vías del ferrocarril.

Actualmente, la instalación lleva más de un 70% de avance total.

La primera fase, que ya se encuentra finalizada, comprendió la construcción de la estructura sobre más de 600 metros de la calle Vucetich, desde la Ribera hasta Monte, para beneficiar a los hogares de unas 32 manzanas pertenecientes a Lamadrid.

“Esta obra representará un salto enorme en la calidad de vida de miles de familias. El objetivo es que nuestros barrios tengan la infraestructura que se merecen y con esta idea también estamos avanzando en la estación de bombeo de Budge y las tareas del Aliviador del Este”, señaló el intendente, Martín Insaurralde.

A su vez, las cuadrillas pavimentaron todas las cuadras sobre las que se extiende el desagüe cuyo origen es la desembocadura del Río Matanza-Riachuelo.

Por su parte, el segundo frente comienza en la intersección de Vucetich y Monte y sigue la traza del canal hasta el cruce de Tuyutí y Cañuelas, abarcando más de 850 metros. Este tramo lleva un avance del 30%, llegando a la intersección con Gualeguay. Desde allí continuará hasta Einstein y seguirá por estas dos cuadras hasta la calle Epecuén.

Mientras que el último trayecto abarca desde la esquina de Tuyutí y Cañuelas hasta la finalización del aliviador en O’Higgins y Zuloaga, ya a la altura de la delegación de Albertina. Los trabajos tienen un progreso del 80% a lo largo de los 1.050 metros totales de recorrido, donde las cuadrillas avanzaron hasta el cruce de O’Higgins con Ramallo.

Una vez finalizados estos dos frentes, se procederá a la pavimentación en hormigón de toda la traza. El proyecto contempla la instalación de subramales con caños de hormigón premoldeado para recolectar el agua que llegue de los alrededores de cada zona.

También se realizarán varios empalmes con el Canal Mugica, ubicado del otro lado de las vías, con el objetivo de aliviar el drenaje del agua y mejorar la situación hídrica en la zona de Santa Catalina.

“Esta obra representará un salto enorme en la calidad de vida de miles de familias. El objetivo es que nuestros barrios tengan la infraestructura que se merecen y con esta idea también estamos avanzando en la estación de bombeo de Budge y las tareas del Aliviador del Este”, señaló el intendente, Martín Insaurralde.

El armado del sistema de drenaje se desarrolla a partir de un trabajo delicado: primero se hace una medición del nivel de las napas y luego se prepara el terreno. Después, lo que se hace es poner tabiques, cuadra por cuadra, para darle forma al canal entubado.

Esto es clave, ya que al tratarse de una zona inundable, la tierra no es firme, entonces es necesario generar este tipo de estructuras para instalar la red.

La iniciativa forma parte de la transformación histórica en materia hídrica que fue el saneamiento y canalización del Arroyo del Rey.


Fuente: launion.com.ar